La foto que nunca tomé…

Publicado el 15 de Febrero de 2013, actualizado el 19 de Abril de 2013 por dani en Fotografia y video

Hay cosas en la vida que pasan una sola vez. Aquellos instantes irrepetibles, mágicos. La mayoría los conservamos en la memoria y los manipulamos a nuestro antojo. Les damos forma, color, tamaño. Los ordenamos y clasificamos para abrirlos cuando nos apetece, o necesitamos. Otros los conservamos en álbumes o archivos digitales y, algunos, los acabamos perdiendo. Se nos escapan como un puñado de agua entre los dedos. Son “las fotos que nunca tomamos”.

La fotografía digital y el retoque fotográfico han supuesto una revolución tanto para profesionales como aficionados. No vamos a discutir sobre esto. Sin embargo, hay ocasiones en que los avances tecnológicos pueden suponer el peor contratiempo para un fotógrafo que se precie de serlo: perder una buena foto.

La revisión constante de tu LCD puede obligarte a dar por buena una foto mientras se te escapa ante los ojos la imagen que, en realidad, estabas esperando.

Del uso al abuso van dos letras. Las mismas que cuesta decir “No” cada vez que te pidan enseñar un retrato tan pronto le has dado al disparador. Las mismas que deberías aplicarte cuando sientas la necesidad de comprobar una instantánea tras otra. No te entretengas. Dispara cuánto puedas; compruébalo cuando puedas.

curos en witcamp de fotografia y video

 

Comentarios

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.
Cerrar